Fútbol Europeo

article title

Hijos del fútbol ‘noventero’ (Capítulo I)

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

La nostalgia está de moda. Lo vintage gusta también en un deporte cada vez más moderno y digitalizado. Nos hace acordarnos de épocas doradas con jugadores eternos, de los que no llevaban tatuajes ni peinados estrafalarios. El fútbol se lleva en la sangre y muchos de aquellos futbolistas que fueron campeones, importantes en sus equipos o selecciones y que de alguna manera forman parte del legendario del fútbol de los años noventa, tienen a sus hijos abriéndose paso en el mundo del fútbol.

Casos como Thiago o Rafinha Alcántara -hijos de Mazinho-, Sergio Busquets, Daley Blind, Kasper Schmeichel o los hermanos Ayew -hijos de Abedi Pelé– ya están entre nosotros. Volver a leer en una camiseta Schöll, Weah, Thuram, Simeone o Kluivert puede sonar raro en este año 2017, pero nada más lejos de la realidad. Aquí tenéis el primer capítulo de hijos del fútbol ‘noventero’.

Giovanni SIMEONE (Genoa / 05.07.1995 / ARG)


El hijo del ‘Cholo’ Simeone, quizá sea el jugador de la lista con más renombre actualmente. Juega en el Genoa, en la Serie A, tras pertenecer a River y hacer buena temporada en Banfield. El delantero, nacido en Madrid, se ha desatado como goleador en Italia y en la selección sub-20 Argentina durante este año. El ‘Cholito’ convertido en hombre gol, dista mucho de lo que suponía Simeone padre como jugador, un mediocentro que se caracterizaba por su intensidad y dureza. Fue miembro del Atleti y la Lazio del doblete, el Inter que ganó la UEFA del ’98 y vistió 106 veces la albiceleste. Como entrenador, ya se sabe, es el ‘jefe’ del actual Atleti.

Marcus THURAM (Sochaux / 06.08.1997 / FRA)


El hijo de Lilian Thuram, jugador francés que fue campeón de Europa y del Mundo con Francia, juega con 19 años en la Ligue 2. Nacido en Parma, donde jugaba el exjugador culé, Marcus es un delantero centro de gran envergadura y asiduo en las categorías inferiores galas. Apunta maneras y ya se está fogueando en la segunda división. Su padre, retirado por problemas cardíacos, jugó en Mónaco, Parma (ganó la UEFA en 1999), Juventus y Barça siendo un defensa con un estilo único.

Justin KLUIVERT (Ajax / 05.05.1999 / HOL)


Extremo incisivo y de calidad en el filial del Ajax, ya ha debutado con el primer equipo con apenas 17 años. No tardará en estar definitivamente con los mayores dada la confianza que tienen en Ámsterdam con sus jóvenes talentos. El hijo de Patrick Kluivert incluso va por delante en la selección holandesa, jugando ya con la sub-19. Sigue los pasos de su padre, quien debutó con la misma edad en el primer equipo y comenzó una carrera exitosa pasando por el Ajax (donde fue campeón de Europa), Milan, Barça, Newcastle o Valencia. Es director deportivo del PSG actualmente.

Timothy WEAH (PSG / 22.02.2000 / USA)

psv.nl

Otro mítico jugador de la lista como George Weah tiene a su hijo jugando en un grande de Europa como es el PSG. Timothy también es delantero centro y pasó de la New York Red Bull Academy al PSG hace un par de veranos. Juega en la selección sub-17 estadounidense y ha goleado este año en la Youth League causando muy buenas sensaciones. Con 16 años promete, pero no olvidemos que su padre es Balón de Oro y el listón está muy alto. ‘King George’ marcó en Milan, Mónaco, PSG, Chelsea o City. Se presentó a las elecciones de Liberia y está muy involucrado con las labores humanitarias de Unicef en su país.

Leer más: Los ilustres ‘hijos de papá’ del Calcio

Ianis HAGI (Fiorentina / 22.10.1998 / RUM)


Nacido en Estambul tras el paso exitoso de su padre por Galatasaray (donde ganó la UEFA en el 2000), sobresale en las categorías inferiores rumanas. Muy técnico, juega en la Fiorentina Primavera pero ha debutado ya con el primer equipo. Hay muchas esperanzas puestas tanto en Florencia como en Rumanía con el joven Ianis. Su padre, Gica Hagi, ‘el Maradona de los Cárpatos’ es considerado el mejor jugador rumano de la historia. Se le recuerda por estar también en el Barça y Madrid. Es el entrenador y dueño del Vitorul Constanta en Primera rumana y entrenó anteriormente a Rumanía y al Galatasaray.

Lucas-Julian SCHÖLL (Bayern de Múnich / 05.07.1996 / ALE)


Este mediocentro de corte ofensivo es hijo de Mehmet Schöll, mítico jugador del Bayern y Alemania. Estuvo quince años en el club bávaro en los que ganó ocho ligas, cinco copas, una UEFA y la Champions de 2001 contra el Valencia, entre otros títulos. A nivel internacional ganó la Eurocopa de 1996 a la República Checa de Karel Poborsky y Pavel Nedved siendo titular. Su hijo Lucas, juega en la misma posición que él, siendo el enganche del filial del Bayern. Fue internacional sub-18.

Jordan LARSSON (NEC Nijmegen / 20.06.1997 / SUE)


Como los otros jugadores, nació en la estadía de su padre en uno de sus clubs. En este caso el hijo de Henrik Larsson, nació en Rotterdam, cuando este goleaba en el Feyenoord antes de recalar en el Celtic. Jordan, que es una fotocopia de su padre, ha jugado en el primer equipo del Helsingborgs entrenado por Henrik, donde vivió un triste y violento momento con sus aficionados al descender a Segunda División. Además de jugar en las inferiores de Suecia, se especuló su fichaje por el Celtic, acabando en el NEC Nijmegen de la Eredivise. El chico sigue los pasos del padre jugando de delantero, pero no olvidemos que Henrik, es campeón de la Champions con el Barça, delantero de la mejor generación de Suecia (tercera en el Mundial ’94) y máximo goleador de la UEFA / Europa League y del Celtic. Palabras mayores.

Federico CHIESA (Fiorentina / 25.10.1997 / ITA)


Actualmente jugando en el primer equipo de la Fiorentina y la sub-20 italiana como extremo izquierdo o mediapunta. Su padre, el internacional italiano Enrico Chiesa formó míticas duplas en el Calcio. En la Sampdoria fue letal con Roberto Mancini y en Parma con Hernán Crespo. Junto a Lilian Thuram, Gigi Buffon, Fabio Cannavaro entre otros, ganaron la UEFA de 1999. Se embarcó en la Fiorentina con Rui Costa, Pedja Mijatovic, Ángelo Di Livio, Francesco Toldo o Gabriel Batistuta, supliéndolo tras irse éste a Roma anotando 27 goles y ganando la Coppa Italia. El nuevo Chiesa es un jugador muy técnico que se desplaza mucho a banda o aparece detrás del nueve. Es ya una realidad para los viola.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados