Se habla de:

Fútbol Europeo

article title

“Hasta el rabo todo es toro”, por Alan Pardew

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Alan Pardew está siendo uno de los grandes protagonistas de la presente edición de la Premier League. El entrenador británico decidió recientemente dejar el banquillo local de St. James’ Park para cambiar de aires y ser el encargado técnico en Selhurst Park. Newcastle upon Tyne por Londres.

Su llegada al banquillo del Crystal Palace ha supuesto un cambio rotundo a corto plazo, en sus primeras actuaciones. Los Eagles no conocen la derrota desde su fichaje, con 3 victorias en 3 partidos, contando FA Cup y Premier League. La sonrisa está impuesta en su rostro, la ilusión por volver a la senda del positivismo en la recta final de temporada (como ocurrió la pasada campaña con Tony Pulis) quiere coger fuera.

Sin embargo, Pardew está manteniendo una “tradición” que ya vivía en el banquillo de las Urracas, que ante el Burnley volvió a escribir otro capítulo. El técnico inglés, según cifras oficiales, es el entrenador cuyos equipos (porque ha dirigido a Newcastle y Crystal Palace) que ha ganado más puntos esta temporada en Premier League remontando, o haciendo frente a desventajas iniciales de los rivales.

Es decir, Alan Pardew es el entrenador que ha conseguido más puntos yendo por detrás en el marcador durante algún tramo de los partidos. Y ante el Burnley, a domicilio, fue un ejemplo más de esta fiabilidad, que convierte a sus equipos en rivales peligrosos, pese a contar con ventaja a favor.

En hasta 8 partidos esta presente campaña los equipos de Pardew fueron perdiendo inicialmente y acabaron sumando, ya fuera empate o victoria. En el banquillo del Newcastle esta curiosa estadística ocurrió en un total de 7 encuentros, mientras que con el Crystal Palace ya ha vivido este fin de semana su primer caso. Un total de 16 puntos que en un principio parecían perdidos.

CON EL NEWCASTLE:

30 de agosto: Perdían 0-1 y acabaron empatando 3-3, frente al Crystal Palace.

20 de septiembre: Perdían 0-2 y empataron 2-2, frente al Hull City.

4 de octubre: Perdían 1-0 y acabaron empatando 2-2, frente al Swansea.

26 de octubre: Perdían 1-0 y acabaron ganando 1-2, frente al Tottenham.

2 de diciembre: Perdían 1-0 y acabaron empatando 1-1, frente al Burnley.

28 de diciembre: Perdían 0-1 y acabaron ganando, 3-2 frente al Everton.

CON EL CRYSTAL PALACE:

10 de enero: Perdían 0-1 y remontaron 2-1, frente al Tottenham.

17 de enero: Perdían 2-0 y remontaron 2-3 frente al Burnley.

Muchas veces los diferentes equipos ganan durante los partidos y, según sea la renta a su favor, se habla de comodidad o de seguridad. Lo cierto es que no es lo mismo ganar de un gol que de tres, tanto por tranquilidad propia como de ambición del rival. Una renta de sólo un gol hace que el partido se mantenga en cierta medida abierto de cara al resultado final. Sin embargo, parece, cuando Alan Pardew está en el banquillo rival, las ventajas no parecen asegurar nada hasta que el colegiado señala el final del partido.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados