Se habla de:

Fórmula 1

article title

‘Guns and Boxes’: Reflexiones del GP Alemania (2014)

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

"Guns and Boxes" es un espacio creado por Jose Carlos de Celis, que pretende exponer algunas ideas, comentarios y reflexiones después de Gran Premio de Fórmula 1

CON FRIC O SIN FRIC SIGUE SIENDO EL REY

Hubo cierto murmullo durante la semana. La FIA prohibía para Alemania el sistema de suspensiones FRIC (Front and Rear Inter-Connected), que une las suspensiones delantera y trasera para mantener una altura constante en el monoplaza. Existían sospechas de que el máximo organismo internacional intentaba frenar el monopolio Mercedes, ya que el equipo germano era quien más evolucionado tenía el sistema. Las dudas se mantuvieron hasta que los coches salieron a pista. Rosberg logró la pole y la victoria y Hamilton, que partía desde la posición número 20, llegó al podio y estuvo cerca de completar el doblete plateado.

Con o sin FRIC, han hecho un monoplaza invencible y serán justos campeones, aunque Hamilton se resigna a dar su brazo a torcer y por ello aún no hay un favorito claro, por muy fiable que se muestre Rosberg. Quien gana el Mundial es siempre quien más lo merece, y aunque Nico sería un digno vencedor, si tuviera que mostrar mis preferencias serían a favor de Hamilton. Apetece verle bicampeón y tiene ese algo que quizás no se pueda explicar sino sentir y que tanto me atrapa. Pero tendrá que ganárselo en pista, y su compañero ha demostrado que tiene talento suficiente como para mantenerle detrás.

LAS MIGAJAS QUE DEJAN LOS MOTORES MERCEDES

Sebastian Vettel y Fernando Alonso volvieron a encontrarse, y nuevamente ambos acabaron fuera del podio. El asturiano aprovechó las diferentes circunstancias entre ambos para adelantarle fácilmente en pista y el alemán terminó por delante superándole en boxes. Tras ellos quedó, con otra gran carrera, Daniel Ricciardo, que estuvo a punto de recibir el impacto de Felipe Massa en el accidente fortísimo de la primera curva y luego remontó. Ricciardo, Vettel, Alonso y en algún momento aislado Raikkonen (como se vio en Hockenheim) se tendrán que jugar la posición a menudo, pero nunca por ganar la carrera.

Se tienen que repartir las migajas que dejan los motores Mercedes. Rosberg, Bottas y Hamilton coparon el podio, y Vettel pudo ser cuarto gracias a que Massa abandonó en la primera vuelta. Sin averías o incidentes, Williams ya ha superado a Red Bull y Ferrari, y aspiran a cualquier podio, dejando a Vettel, Ricciardo y Alonso con las ganas. El siguiente circuito no requiere tanta potencia, y ahí quizás las cosas estén más igualadas, pero la mítica escudería fundada por Frank Williams ha avanzado a un alto ritmo y están por delante en estos momentos. A sus perseguidores les queda el consuelo de que tendrán un mes para mejorar, pero Williams no se quedará parado y está por ver cuánto mejora cada uno.

ALGUNOS APUNTES DE CARRERA

Hablemos de nombres: Daniel Ricciardo y Kimi Raikkonen. Vale que estos monoplazas  perjudiquen la forma de conducir del finlandés (como la de Vettel), pero las distancias entre Kimi y su compañero son cada vez más grandes. Alonso declaró que corren con solo un coche en un tirón de orejas que no debía darlo él, pero al que no le falta razón. Ricciardo, por su parte, está superando a Vettel, y la carrera que hizo en Hockenheim fue la de un piloto veterano. Ha mejorado mucho en las luchas individuales y se le ve maduro. El último protagonista nos lleva a hablar de un récord negativo, el de Adrian Sutil, que en su país se convirtió en el piloto con más carreras en la historia sin subir al podio, nada menos que 119.

En otro orden de cosas, ¿a qué esperó dirección de carrera para sacar el coche de seguridad cuando el Sauber de Sutil se quedó parado en la recta principal? Los comisarios tuvieron que salir a empujar el coche, mientras uno de ellos indicaba con la mano a los coches que pasaran por el lado, en otra imagen más (¿cuántas van ya?) de las chapuzas de los mandatarios. Y cambiando nuevamente de tema, hay que agradecer a la actual Fórmula 1 su seguridad. Los accidentes de Hamilton (el sábado) y Massa con Magnussen (el domingo) podrían haber acabado mucho peor, y sin embargo quedaron en nada. Es algo que se dice menos de lo que se debería celebrar.

EMOCIÓN SIN DESCANSO Y VACACIONES

En estas cosas que nunca entenderé del calendario de Fórmula 1, aparece la carrera de Hungría esta misma semana, sin descanso. Puede resultar difícil de entender y más aún de explicar, pero está siendo uno de los mundiales con más carreras emocionantes que recuerdo, pese a que el título esté decidido hace ya varias carreras. Cuando el circuito ayuda, el espectáculo está asegurado, y en Alemania lo estuvo pese a que el Hockenheim actual no es aquel larguísimo circuito de hace no demasiado tiempo. Tampoco son lo mismo que antes los premios que entregan en el podio. Patrocinadores mandan, por mucho que sus trofeos no gusten ni a quien los recibe.

Tras el Gran Premio de Hungría, llegará un descanso de un mes, el clásico parón de la Fórmula 1 tras el que pondremos rumbo a la parte final de campeonato. La mitad del curso se ha pasado volando, señal evidente de que nos entretiene. No apostaría todo mi dinero a que Hungaroring nos deja otro emocionante fin de semana, pero ardo en deseos de equivocarme. No se duerman mucho que en pocos días vuelven a rugir los motores.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados