Se habla de:

Granada

article title

Granada, ¡tú eres mi alegría!

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El Granada CF certifica matemáticamente su permanencia en la máxima categoría del fútbol español tras imponerse en el Sánchez Pizjuán al Sevilla por 1-4. Los goles rojiblancos corrieron a cuenta de Isaac Cuenca (2), Youssef El-Arabi (p.) y Jean-Sylvain Babin. Dicho resultado, junto con el empate (1-1) en el Coliseum Alfonso Pérez entre Getafe y Sporting, y la derrota (2-1) del Rayo Vallecano en Anoeta frente a la Real Sociedad, hacen posible que el triunfo del Granada sea válido para la consecución de la tan ansiada permanencia.

Y es que toda España estaba pendiente del partido de Nervión, tanto los equipos que se jugaban el título como los que luchaban por evitar el descenso. Atlético y Real Madrid esperaban una victoria del Sevilla para que un Granada necesitado de puntos se jugara la vida en la última jornada ante un FC Barcelona que pelearía la Liga ante vikingos e indios (estos últimos han quedado fuera de la contienda por el título tras la derrota en Levante). Por abajo, a sabiendas de la dificultad del último partido del conjunto nazarí, Sporting, Getafe y Rayo, deseaban que los de José González fracasaran en su intento por tomar Sevilla. Pero no, hoy no ha sido ese día.

Granada, a la luz de la Alhambra y el blanco resplandor de Sierra Nevada, respirará ambiente de Primera División por 6ª temporada consecutiva. Tras, nuevamente, una temporada de infarto, los granadinos podrán disfrutar de su equipo luchando con fuerza y con valor contra los más grandes del fútbol español. El proyecto de Quique Pina sigue su rumbo para consolidar al Granada Club de Fútbol como uno de los habituales en la LigaBBVA.

La campaña 2015-2016 comenzaba de manera trágica para el conjunto nazarí. Los pupilos del por entonces entrenador José Ramón Sandoval encadenaron las 11 primeras jornada sin ganar, lo que era sin duda la puesta de manifiesto de su candidatura para ser carne de cañón a final de temporada. En el avance del curso, el Granada alternó las dos caras de la moneda, victoria y derrota; y es que el juego y los resultados del equipo parecían ser fruto precisamente del lanzamiento de una moneda al aire. Hecho que quedó patente tras enlazar cuatro derrotas consecutivas que le costaron el puesto al técnico madrileño.

La directiva confió el mando a José González, que se hizo cargo del equipo a falta de 13 jornadas para el término de la temporada con un objetivo claro: la permanencia. Una designación, la del técnico gaditano, cuanto menos controvertida, ya que llevaba años sin entrenar en la élite. Con su llegada el equipo granadino remontó el vuelo, aunque la obtención de cuatro empates consecutivos, algunos ante rivales directos, a falta de 6 jornadas, hizo que el Granada entrara en la terna de equipos candidatos a quemarse en el fuego de la Segunda División. Pero, en estos últimos partidos, la determinante victoria ante el Levante y la heroica remontada ante la Unión Deportiva Las Palmas, junto con la toma de Nervión, han hecho posible el objetivo. Jugadores como Rubén Rochina o `el pistolero´ Youssef El-Arabi se echaron al grupo a las espaldas con sus goles y asistencias. Papel determinante también es el que han tenido los jóvenes Isaac Success y Adalberto Peñaranda. La presencia de jugadores llegados en el mercado de invierno, como Ricardo Costa, Abdoulaye Doucouré, Isaac Cuenca y David Barral dieron empaque al equipo. Todos ellos, junto con los Andrés Fernández, Cristiano Biraghi, David Lombán, Jean-Sylvain Babin, Miguel Lopes, Dimitri Foulquier, en defensa; y los Fran Rico, Javi Márquez, Rubén Pérez o René Krhin en la sala de máquinas; han hecho posible conseguir el gran reto de la temporada.

El próximo fin de semana, El Nuevo `Los Cármenes´ temblará de alegría, tiñéndose de rojiblanco, para ovacionar a los suyos tras la sufrida obtención de la permanencia. Un gesto que será recíproco por parte de los jugadores ante tan espectacular afición que actúa como jugador número 12 y que hoy, una vez más, ha demostrado en Sevilla la fidelidad y pasión por unos colores. Y es que nuevamente podrán gritar al unísono: Granada, ¡tú eres mi alegría!

 

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados