Baloncesto

article title

Gasol no fue suficiente ante Croacia (72-70)

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

La selección española de baloncesto ha perdido en su debut en Río 2016. Los chicos entrenados por Sergio Scariolo cayeron por 72-70 ante Croacia en un partido que dominaron en la primera parte y dejaron escapar en un segundo tiempo para olvidar. Esta vez Pau Gasol (26 puntos y 9 rebotes) no fue suficiente para llevarse la victoria. Con esta derrota España se aleja del liderato del grupo B, objetivo de cara a los hipotéticos cruces finales.

Tras un inicio igualado donde España estuvo desacertada en el juego exterior, Croacia se adelantó gracias a Miro Bilan. El pívot anotó cuatro puntos antes de que el torbellino español comenzase. Con un Gasol magistral y una defensa férrea, España estaba once puntos arriba en el ecuador del primer cuarto (3-14). El tiempo muerto pedido por unos desquiciados croatas (dos faltas técnicas por protestas) no impidió que el carrusel de anotación continuase. El primer cuarto acabó con un 13-21 que refrendaba la superioridad hispana en ambas pinturas.

El segundo periodo arrancaba con unos concentrados croatas y muchas rotaciones en el quinteto español. Dos minutos sin anotación dieron lugar a un parcial de 4-0 para los balcánicos, un tiempo muerto de España y otra exhibición de Gasol, que demostraba un partido más que es el líder de su equipo. Bien acompañado por Mirotic (acabó con 19 puntos) y Felipe Reyes dominaron el juego interior y sólo el despertar de Bojan Bogdanovic y un triple sobre la bocina de Mario Hezonja metían a los arlequinados en el partido, que llegaba al descanso con un 32-38 favorable a los españoles.

Hasta ese momento, la afición ibérica respiraba tranquila en una madrugada plácida. España parecía comenzar con buen pie el torneo olímpico y Gasol estaba en forma. Se reanudaba el choque y un intercambio de canastas daría lugar a una remontada croata progresiva. Los de Aleksander Petrovic aprovecharon los minutos en el banquillo de Pau e igualaron el encuentro a base de garra. Mejoraron en el rebote y fueron más agresivos. El plan les salió bien y el partido llegó parejo a los minutos finales.

Y en esos momentos, España falló. Tanto en ataque como en defensa. Decidió mal, Bogdanovic acertó (23 puntos hoy) y la derrota se hizo efectiva tras un tapón sobre (¿quién si no?) un Gasol acosado por la defensa croata, que celebró la victoria como si de una medalla se tratase. Así de importante es ganar a un equipo como el español (plata en Londres 2012), que comienza con mal pie en Río 2016. Aún queda mucho por jugar y la calidad debe poner a España en su sitio: la lucha por las medallas.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados