Polideportivo

article title

Expediente Giri

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Durante las dos últimas semanas se ha celebrado en Moscú el Torneo de Candidatos entre ocho de los mejores ajedrecistas del mundo (con un ranking ELO medio de 2777,75 puntos, es decir, de categoría 22) para conocer el retador de Magnus Carlsen por el título mundial a final de año. El vencedor del torneo, gracias a un triunfo en la última partida sobre Caruana, fue el ruso Sergei Karjakin pero otro de los participantes ha llamado poderosamente la atención, el neerlandés Anish Giri, invicto e incapaz de ganar una sola partida porque entabló en sus catorce enfrentamientos.

Esos tres aspectos del torneo de Giri son sumamente raros en un Torneo de Candidatos y el pleno de empates se ha producido pocas veces en torneos de alto nivel.

La historia del Candidatos

La tradición del ajedrez manda que el vigente campeón mundial tenga un retador para un duelo uno contra uno pero en 1946 falleció el vigente campeón mundial, Alexander Alekhine, que lo era desde 1937, y se inventaron un nuevo sistema, el Torneo de Candidatos que, en su primera edición en 1948 coronó al campeón del mundo, Mikhail Botvinnik.

Desde entonces se han sucedido los formatos, uno contra uno, torneo de eliminatorias y, el actual de liga todos contra todos.

Invicto

Tres de los jugadores presentes en Moscú perdieron una única partida, Karjakin, Caruana y Svidler. Y luego está Anish Giri que, evidentemente, acabó invicto, algo con tres precedentes en torneos de candidatos disputados en formato liga.

El primer jugador en terminar invicto un Torneo de Candidatos fue el soviético Isaac Boleslavsky (nacido en la actual Ucrania) en Budapest en 1950. Boleslavsky ganó seis y empató doce partidas pero, por increíble que parezca no desafió por el título mundial a Botvinnik. Y es que David Bronstein igualó en puntos a Boleslavsky y la normativa les obligó a disputar un duelo uno contra uno a doce partidas que ganó Bronstein en la decimocuarta (porque también empataban tras la número doce).

Doce años después, en 1962, Botvinnik seguía siendo el campeón y el torneo de candidatos se celebró en Curaçao. Compitieron ocho jugadores a cuádruple vuelta y el armenio Tigran Petrosian consiguió la hazaña de ganarlo invicto con 8 victorias y 19 tablas (salen 27 partidas y no 28 por la retirada de Mikhail Tal en la última vuelta).

Y el último caso es el de Viswanathan Anand en Khanty Mansiysk 2014. El indio, a sus 44 años, dio la gran sorpresa y con tres victorias y once tablas se convirtió en el retador de Magnus Carlsen. Pero es obligatorio mencionar que en 1997 en Groningen, Anand hizo algo posiblemente más difícil. En aquella ocasión el Torneo de Candidatos fue a eliminatorias a dos partidas  entre 100 jugadores y Anand no perdió ni una de sus 23 partidas (nueve de ellas en modalidad rápida), repartidas en seis rondas.

 

Ni una victoria

En este aspecto, la incapacidad de ganar, Anish Giri es único en la historia de los Torneos de Candidatos disputados en sistema de liga (obviamente en uno contra uno o en eliminatorias hay multitud de jugadores que no vencieron partidas). Por tanto se van a mencionar los pocos jugadores, solo seis, que lograron tan solo una victoria.

El primer caso se produjo en el primer torneo de candidatos, el de 1948 entre La Haya y Moscú que, como ya se ha mencionado, dio la corona mundial a Botvinnik. Allí el neerlandés Max Euwe ganó una partida, de veinte, ante Vassily Smyslov.

En Budapest 1950 el soviético y checo (aunque nacido en el Imperio Austro-Húngaro) Salo Flohr ganó su única partida de las 18 jugadas ante el húngaro László Szabó.

En Amsterdam 1956 el Candidatos tuvo 18 rondas y el colista fue el argentino Herman Pilnik cuya única victoria llegó, otra vez, ante el húngaro Szabó.

Los casos que restan son muy recientes. En Londres 2013 las únicas victorias de Grischuk y de Radjabov fueron ante el mismo rival, Vassily Ivanchuk, mientras que en esta última edición de Moscú Peter Svidler sólo obtuvo una victoria, con negras, ante Levon Aronian.

Pleno de empates (torneos de categoría 21+)

Anish Giri terminó el torneo de Moscú en sexta posición, de ocho participantes, y con algo jamás visto en el Torneo de Candidatos, lo empató todo, catorce partidas.

Sin precedentes en la competición hay que buscar plenos de tablas en los torneos de alto nivel y ahí encontramos cinco casos más.

En el Memorial Mikhail Tal de 2011 (categoría 22) ganado por Magnus Carlsen, el indio Viswanathan Anand empató nueve partidas para acabar séptimo de diez competidores. Las partidas de Anand no fueron especialmente competidas y sólo dos pasaron el control de tiempo de la jugada 40.

Dos años y medio después, en Shamkir (Azerbaiyán), seis jugadores disputaron un torneo a doble vuelta (categoría 22). Nuevamente el vencedor fue Carlsen y el pleno de empates, diez, lo protagonizó Sergei Karjakin que acabó penúltimo en la clasificación.

A finales de 2014, en Tashkent, quien sólo supo empatar fue Teimur Radjabov y lo hizo once veces para acabar octavo de doce participantes. Este es el único pleno de tablas en un torneo de categoría 21 y también el único en un torneo del FIDE Grand Prix.

El último gran torneo de 2015 fue el de Londres, con diez jugadores y de categoría 22. Ahí Fabiano Caruana (sexto) y Michael Adams (séptimo) hicieron el más difícil todavía y ambos empataron sus nueve partidas.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados