Fútbol ex-soviético

article title

En la Premier rusa estando casi en Japón

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Los finales de temporada siempre son especiales. Siempre regalan historias que merecen ser contadas. Y este final de curso 2016/17 no iba a ser para menos, pues ha deparado el ascenso del SKA Khabarovsk a la Premier League rusa por la vía del Play-Off en la promoción contra el Orenburg. Un acontecimiento que no llamaría tanto la atención de no ser porque el equipo de la ciudad de Jabárovsk (con una población en torno a los 600.000 habitantes) se encuentra en la otra punta de Asia.

Es tan literal dicha afirmación que la ciudad siberiana se encuentra más cerca de países como China, Japón y Corea del Norte, que de otras localizaciones de la Federación Rusa a las que tendrá que viajar la temporada que viene. En este sentido, a la ciudad próxima al Océano Pacífico tan solo le separa un pequeño tramo de 25 kilómetros con la frontera china. Una distancia irrisoria en comparación con los 8.755 kilómetros que la alejan de San Petersburgo -ciudad del Zenit- y casi otros tantos de la capital, Moscú, por la vía terrestre.

En tanto, la vía aérea exige al menos 7 y 10 horas de vuelo, respectivamente. Asimismo, los equipos que visiten el Estadio Lenin tendrán que sobreponerse a las temperaturas extremas del lugar: entre diciembre y febrero se registran -27,1º de media (estando el récord en -38,9º) y se supera el 60% de humedad durante todo el año.

Unas condiciones exageradas a las que también tendrá que hacer frente el propio SKA Khabarovsk, debutante en la máxima categoría del fútbol ruso y que cuenta con Juan Lescano en sus filas, ex-canterano del Real Madrid y Liverpool. Un conjunto el dirigido por Aleksei Poddubskiy, que ha logrado lo que en 2013 se le escapó contra el Rostov para escribir de una vez por todas la página más exitosa en sus más de 70 años de historia. Y es que ya quedan bastante lejos aquellos cuartos de final de alcanzados en la Copa Soviética de 1963.

Otros precedentes y récord

Lejos de ser un caso tan impactante, el Sibir Novosibirsk (equipo siberiano del centro-sur de Rusia) disputó en la temporada 2010/11 una ronda de clasificación de la Europa League por haber sido subcampeón de Copa la temporada anterior. Ello supuso que el PSV Eindhoven realizara un viaje de 5.815 kilómetros para perder 1-0 en el encuentro de ida (en la vuelta se impusieron 5-0).

Más reciente (2006-2008) y como ya sucediese en la década de los ’90, una ciudad en la otra punta del continente europeo también participó en la Premier League rusa. Fue el caso del Luch Vladivostok, equipo del Mar de Japón muy próximo a la frontera con China y Corea del Norte que en 2006 firmó la mejor temporada de su historia: 7ª posición en liga a solo 9 puntos de puestos europeos.

El hito alcanzado por el SKA Khabarovsk significa un récord de distancias dentro de un campeonato nacional. Y es que recientemente se ha visto algo similar en la Champions League y en la Copa de Francia -en la que participan regiones ultramarinas que llegan a estar a más de 16.000 kilómetros del país colonial, como el caso de Tahití o Nueva Caledonia-. Y ojo con que no den la campanada la temporada que viene clasificándose para competiciones europeas… Los vuelos desde Madrid alcanzan las 16 horas. Una locura.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados