Valencia

article title

El Valencia necesita un reset

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El Valencia está viviendo uno de los peores momentos de su historia. La gestión conducida por Peter Lim y Suso García Pitarch es lamentable, y la actuación de los futbolistas sobre el verde insuficiente. La afición apoya, pero está cansada de ver a su equipo, en teoría uno de los mejores de España, flirtear tanto con el descenso. El Valencia necesita refuerzos y necesita acertar: el margen es mínimo.

A día de hoy, el valor de mercado del ‘once’ más caro del Valencia, según Transfermarkt, es de 160,5 millones de euros. Eliaquim Mangala, valorado en 23 millones, sería el más caro. El XI estaría formado por: Diego Alves; Cancelo, Garay, Mangala, Abdennour; Mario Suárez, Enzo Pérez; Nani, Parejo, Gayá; Munir. Es evidente que de la ficción a la realidad hay un paso, y entre los XI no llegarían a la cantidad anteriormente citada.

El Valencia necesita hacer un esfuerzo y contratar a algún jugador que genere ilusión. Eso y creer en los de abajo, en gente de la casa que sienta los colores y se vaya a dejar la piel en evitar lo que está sucediendo actualmente. El Valencia, por historia, no merece estar dónde está, pero se lo ha ganado a pulso tanto en los despachos como en el campo.

LEER MÁSValencia, un año a la deriva

Por otro lado, viendo el ‘once’ citado, creo que es importante subrayar también que hay un claro problema de falta de confianza. El Valencia necesita descubrir a qué quiere jugar, trabajar para ello y confiar en sí mismo. Hay jugadores con talento que pueden aportar mucho más de lo que están dando. El cambio constante de entrenadores tampoco ayuda.

El primer paso soñado sería la dimisión de Lim y García Pitarch, y la llegada de alguien con amor hacia el club. Como eso parece altamente improbable, la afición che se conformará con que los refuerzos ayuden a darle un impulso al equipo. El Valencia depende de sí mismo para evitar que esta sea una temporada negra en su historia.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados