article title

El trivote y las armas de Ancelotti para el “Clásico”

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

 

Christian DÍEZ – Cinco días para hacer borrón y cuenta nueva. El Real Madrid ha conseguido encadenar dos victorias consecutivas luciendo su mejor fútbol desde que llegó Ancelotti a la casa blanca, una carta de presentación que invita al optimismo en el madridismo en vísperas del gran 'Clásico' del próximo sábado frente al Fútbol Club Barcelona en territorio culé.

El Real Madrid sigue su puesta a punto y aclimatación a las ideas de Carlo Ancelotti. El técnico italiano sigue buscando ese esquema de juego que haga brillar a los suyos y los convierta en una referencia. Así, ante Málaga y Juventus el técnico se ha decantado por un esquema centrado en el 4-3-3, con un bloque sólido en la retaguardia, creativo en la zona de tres cuartos, donde la libertad de movimientos de Luka Modric ha generado grandes oportunidades a los atacantes merengues, convertidas hasta el momento por Cristiano Ronaldo, que sigue siendo la gran referencia de los madridistas en la punta de ataque.

Ancelotti ha encontrado en el trío Illarramendi-Khedira-Modric a su gran razón de ser. Contención, equilibrio y generación de peligro. El equipo ha encontrado en ellos al motor de juego que hace bascular el equilibrio ofensivo y defensivo en un término medio. La clave de que el Real Madrid comience a carburar gestionando mejor el cuero, manteniendo la posesión y creando oportunidades de gol.

Asier Illarramendi ha comenzado a entrar en juego. El segundo fichaje más caro del pasado mercado estival ha recogido el testigo del lesionado Xabi Alonso y ha comenzado a mostrar su mejor versión a los aficionados del Bernabéu. Este miércoles, ante la Juventus fue el mejor coordinador de juego del equipo. Con 62 pases buenos de 65 intentos, el donostiarra se convirtió en el faro donde se guió el juego blanco. 72 minutos sobre el césped bastaron para ver su mejor versión desde que llegara a la capital de España.

Khedira, pese a la mortificación generada por algunos, se movió con gran soltura como interior derecho, recordando su mejor versión de la selección germana. Contuvo el tiempo en la medular, organizó el juego, y generó peligro, no en vano la jugada del primer tanto madridista ante la Juventus, obra de Cristiano Ronaldo, nació en sus botas.

Luka Modric completa el trío de oro de Ancelotti. Con libertad de movimientos entre la medular en la zona de ataque blanca, el croata ha encontrado su sitio en el equipo. Ante la Juve movió al equipo, se erigió en el referente en la zona de tres cuartos, donde los atacantes necesitan a un hombre que genere peligro. Con sólo cuatro pases errados de 104 intentos, el croata se mostró como el gran motor del equipo.

Si a la fiabilidad en el centro del campo se une el gran momento de forma por el que pasa Cristiano Ronaldo y Ángel Di María, el resultado es el mejor Madrid desde que comenzara la era Ancelotti. El argentino sigue repartiendo asistencias, sumando ante la Juventus la quinta de la temporada, convirtiéndose en el máximo asistente de la Champions de las dos últimas temporadas. El desequilibrio en banda y la templanza de los metros finales. Mientras que Cristiano, pese a su sometimiento interior en el duelo contra el Málaga, sigue siendo un valor seguro en los metros finales. Sus dos goles ante el equipo bianconeri le hacen sumar 53 tantos en lo que llevamos de 2013, 15 en 12 partidos de la 2013/2014, siete de ellos en Champions, encontrando la portería rival cada 72 minutos en lo que llevamos de campaña. Unos números que asustan y que dejan patente sus ganas de volver a ser protagonista en uno de los momentos claves de la temporada, el asalto al Camp Nou.

Quizá la zona donde el Real Madrid más necesita seguir mejorando sea la retaguardia. El equipo sigue concediendo oportunidades de gol, como el tanto de Fernando Llorente de este miércoles, donde las ayudas defensivas provocaron un desbarajuste en los laterales dejando de nuevo lagunas que no gustan a Ancelotti, muy metódico en el trabajo defensivo. Así, el equipo sólo ha conseguido acabar tres de sus doce partidos de esta temporada con su marcador a cero, algo en lo que sigue trabajando el técnico italiano.

Ahora llega la gran prueba de fuego para el Real Madrid. El ser o no ser del Camp Nou, donde las probaturas de Ancelotti ya no tienen más tiempo. La vara de medir de este Real Madrid se fija en territorio culé.

*Mapas vía Opta y FourFourTwo

[Sigue la actualidad del Real Madrid en @RMsphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados