Mercato

article title

El ‘tira y afloja’: la tensión de los jugadores con sus clubes

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Cuando llega el mercado de incorporaciones, ya sea en período invernal como veraniego, los intereses tanto de directivos como de entrenadores y de jugadores pueden chocar, provocando varios fenómenos desestabilizantes en el seno del club. En este contexto, las noticias sobre los problemas ante la posible salida de un futbolista brotan con una facilidad pasmosa. El último caso conocido ha sido el de Sergio Araujo, al que Quique Setién le ha declarado su intención de que salga de la Unión Deportiva Las Palmas por sus problemas con el alcohol, que, “además, afectan a sus compañeros”.

Éstos son los ejemplos más sonados de este tipo de “tiras y aflojas”:

Fabián Orellana: tras cinco años sirviendo al club celtiña, va a tener que salir por la puerta de atrás. Después de faltar el respeto a Bonano, integrante del cuerpo técnico de Berizzo, el chileno está fuera de los planes del técnico argentino.

Diego Costa: otro asunto convulso con el entrenador bastante reciente es el del hispano-brasileño. No sólo el problema fue con Antonio Conte. El italiano tan sólo tomó la decisión de apartarle del último partido de liga como consecuencia de la discusión que tuvo con Julio Tous, el preparador físico del Chelsea, con quien Costa se negó a entrenarse como éste requería. Con todo ello, es muy posible su llegada a un destino asiático; o China o Wanda Metropolitano. Si eso se produce, será en verano. Aunque, Conte dijo ayer en rueda de prensa que “el jugador quiere quedarse en el Chelsea. Él está muy feliz de jugar con nosotros y la idea de irse a China está fuera de su pensamiento”. Así lo ha recogido el diario británico The Guardian.

Diego Costa, decisión difícil en Londres | Getty

Dimitri Payet: el galo se está mostrando en rebeldía durante este mercado de invierno. Al haber decidido quedarse en el modesto club londinense tras la buena pasada temporada y al no cumplirse las expectativas de la campaña presente, Payet ha declarado no querer seguir con los hammers. El lío interno es tal que, al parecer, uno de sus compañeros, Pedro Obiang, el hispano-ecuatoguineano del West Ham, le ha eliminado del grupo de whatsapp del equipo. Sin embargo, aún no encuentra una salida. Pretendientes no le van a faltar.

Fernando Torres: el de Fuenlabrada llegó a pedir el transfer request para salir de su idílico Anfield hacia su estrellado Stamford Bridge. ‘El Niño’ perdió su célebre cántico y su nivel. Eso sí, con el Chelsea, ganó la Champions.

Gareth Bale: en vertiente veraniega, el galés también tomó la decisión de ponerse a la defensiva con su club para, en este caso, fichar por su club de niño, el Real Madrid. Las duras negociaciones acabaron con la firma de ‘El Expreso de Cardiff’, en Chamartín, por cien millones de euros, de manera apurada, con respecto al cierre de mercado. Esto hizo que a Bale le costara mucho coger la forma. El fin se consiguió, los medios son discutibles. Prácticamente, hizo lo mismo y de manera previa su compañero en ambos conjuntos, Luka Modric.

En referencia a estas tensiones e inestabilidades, la cosa suele acabar de una misma forma: con la salida del futbolista.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados