Ciclismo

article title

De Marchi, merecido premio a la combatividad

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Enrique JULIÁN GÓMEZPocas veces la combatividad en una gran vuelta por etapas es premiada con el triunfo de etapa. Muchos son los que buscan la suerte -y las fuerzas- todos los días a la fuga y pocos los que consiguen la gloria de poder alzar los brazos en meta, algo tantas veces reservado a los grandes nombres del pelotón.

El italiano Alessandro De Marchi fue uno de los ciclistas más activos del pasado Tour de Francia, en Vosgos, Alpes y Pirineos. De hecho obtuvo el premio 'menor' de subir al podio en París, como ciclista más combativo de la carrera francesa. Sin embargo, el triunfo de etapa se le resistió. Por fortuna para él y como ejemplo para el empeño de los luchadores de las dos ruedas, el ciclista friulano encontró su gran victoria en Alcaudete.

Comienzo de jornada movido con el Alto de Illora de por medio, entre intentos de fuga y caídas. De hecho, Froome, al igual que le sucedió en el Tour y también en el entrenamiento previo a la contrarreloj por equipos en Jerez hace una semana, besó el suelo y llegó a rodar con minuto y medio perdido con el pelotón, tirado por Movistar y Tinkoff, que finalmente recuperó. También se produjeron los primeros abandonos de la carrera, al séptimo día, en concreto de Santaromita, Saramotins y Nauleau y se formó la fuga del día. Mucho nivel con Ryder Hesjedal, Hubert Dupont, Johann Tschopp y el gran protagonista, De Marchi.

Con el pelotón a ritmo de paseo tras la alteración inicial, los cuatro escapados hicieron camino, merced sobre todo a un excepcional Hesjedal, que perdió la mayoría de sus opciones en la general en los abanicos camino de Ronda. Los equipos Lampre y Trek se pusieron a trabajar tarde en el pelotón, y cuando el cuarteto sabía que se iba a jugar el triunfo, Dupont se quedó descolgado y Hesjedal sufrió una desafortunada caída en una curva. En un repecho a una decena de kilómetros de meta, De Marchi soltó de rueda con facilidad al último compañero, Tschopp, para marchar feliz hacia la victoria, su segunda como profesional tras la conseguida hace dos años en Dauphiné. El italiano, con la desaparición del Cannondale, que se fusionará con el Garmin, ya tiene contrato con BMC para el próximo año. Merecido.

Froome, pese a su caída unas horas antes, consiguió recortar tres segundos a sus rivales en meta, tras el sprint en el repecho de Alcaudete, mientras Valverde mantiene el liderato. Mañana, se deja Andalucía, tras salir de Baeza, para llegar a Albacete por la carretera nacional. Si el viento no hace de los suyas, habrá tranquilidad hasta el sprint en la capital manchega.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados