Se habla de:

futbol sala

article title

De Industrias García a Catgas: el orgullo de un barrio

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Catgas Energía. El mítico Marfil Santa Coloma. El equipo del barrio de Santa Coloma de Gramanet, apenas la séptima ciudad más poblada de la provincia de Barcelona, donde se vive el fútbol-sala quizá de forma única y diferente al resto del país. Llámenlo como quieran, lo importante es que Santa Coloma sigue vibrando con el futsal de élite gracias al equipo que preside Vicenç García desde hace 42 años.

El club colomense es un decano de nuestras pistas, uno de los pocos que ha resistido el paso de los años, de la profesionalización y especialmente, de la crisis. Desde que Vicenç García fundase en 1975 el Industrias García – en el que reunió a un grupo de amigos con la excusa de “obligarnos a hacer deporte” – el club fue superando torneos amateur primero, consiguiendo el título de campeón de Cataluña años después, para dar el paso definitivo y profesionalizarse a finales de los 80, adhiriéndose a la recién creada Liga Nacional de Fútbol Sala.

El propio fundador admite que el leitmotiv del club no es ganar títulos, sino crear un proyecto de cantera que se ha convertido en una referencia en el panorama nacional. El club de Santa Coloma ofrece una alternativa a los jóvenes sin recursos.

Como reconocía en unas declaraciones a la LNFS con motivo del 40 aniversario del club, “actualmente Santa Coloma es una ciudad castigada por la crisis, como tantas otras, pero ya en los 80 era una ciudad bastante problemática, lo que se llamaba una ciudad dormitorio, y la juventud tenía recursos limitados para practicar deporte. Por eso creamos equipos de base para los niños. Les hacemos crecer en el ámbito deportivo al mismo tiempo que se les educa en los valores de la sociedad”.

Todos los estamentos del club tienen claro que primero se forman personas, y posteriormente jugadores. Pero no sólo destaca su labor social, sino que en el ámbito puramente deportivo han aprovechado siempre esa base para nutrir al primer equipo y formar plantillas competitivas.

El mayor exponente es Dani Salgado, un referente en lo social (encargado de la Escuela del Club), en lo político (es concejal por el PSC) y en lo deportivo (máximo goleador en varias ocasiones, incluso sin disputar playoff o estando lesionado, e internacional absoluto en 30 ocasiones). “Marfil, Industrias García, como quieras llamarlo, lo es todo para mí. Es el club más grande en el que puedo estar”, ha llegado a declarar el pívot.

De allí han salido jugadores como Rubén, mitico capitán que se retiró la temporada pasada, Adolfo – que triunfa actualmente en el FC Barcelona Lassa y en la selección – y otros más lejanos pero fundamentales en la historia de este deporte, como Javi Rodríguez, campeón del mundo con España (siendo pieza fundamental en la consecución del título) y Óscar Redondo, actual técnico del primer equipo, por citar varios ejemplos.

Ese equipo de presupuesto modesto, que tira de cantera antes que cartera, ha conseguido una machada que, sin embargo, no resultó tan sorprendente para los que conocen la idiosincrasia del club. El pasado domingo, al grito de “Esto es Santa Coloma”, el grupo de animación The Santakos jaleaba a los suyos para conseguir una gesta: vencer en el primer encuentro de los playoff a Movistar Inter, el equipo que se proclamó campeón de Europa hace menos de un mes, venciendo en la final a Sporting de Portugal  por 7-0, algo inédito en la historia de la competición. La victoria del equipo dirigido por el tándem Óscar Redondo y Jordi Cobo deja contra las cuerdas al actual campeón, y al límite de una hazaña que sería también única: nunca el octavo clasificado ha eliminado al líder de la fase regular.

Si hay un equipo que puede conseguirlo es Catgas Energía, un equipo liderado por un clásico de las pistas como Dani Salgado y respaldado por jugones como Sepe y Sergio o Maxi Rescia, un argentino recién llegado que parece haberse criado en esas mismas calles, adaptándose a la esencia del club, pero fundamentalmente un equipo de barrio que juega de maravilla al fútbol-sala y mantiene la esencia del deporte más puro, el que se desarrolla en las calles, el de los niños en las plazas.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies