article title

De Carl Lewis a Lavillenie, récords de dos décadas

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

David FERNÁNDEZLa pista cubierta llega a su punto culminante con el Mundial de Sopot (Polonia) tras una temporada invernal salpicada de records. El más impactante de todos fue el de Renaud Lavillenie en pértiga que, en Donetsk y ante los ojos de Sergei Bubka, saltó 6,16m borrando una marca de más de 21 años de antigüedad. Pero aún existen varios records que llevan más de dos décadas aguantando como mejor marca mundial indoor y una cita mundialista es un momento extraordinario para superarlos.

WR MASCULINOS (PRUEBAS MUNDIALISTAS)
Resisten cuatro records, uno acaba de cumplir los 20 años y los otros tres son de la década de los 80.

El más antiguo de todos es el de Carl Lewis en longitud. El estadounidense saltó 8,79 en el Madison Square Garden durante los Millrose Games el 27 de Enero de 1984.

En ese concurso Lewis logró su 31ª victoria consecutiva en longitud, una racha que se extendería durante 7 años más hasta alcanzar las 65 seguidas.

De 1989 siguen las marcas de Randy Barnes en peso (22,66m en Los Ángeles) y de Javier Sotomayor en altura (2,43m en Budapest). Este último registro, conseguido durante un Mundial, parece muy cerca de batirse porque son varios los atletas que pueden saltar eso o más.

Y la marca que está de aniversario es la de Colin Jackson en 60 metros vallas. El galés corrió la prueba en 7’’30 un 6 de marzo de 1994 en la localidad alemana de Sildenfingen.


Heike Drechsler posee desde 1988 el récord de longitud | Getty Images

WR FEMENINOS (PRUEBAS MUNDIALISTAS)
En categoría femenina también existen cuatro records anteriores a 1994: longitud y peso, como en categoría masculina, y además los de 60 y 400 metros.

Por encima de todos destaca el de peso que lo posee la checa (entonces checoslovaca) Helena Fibingerová desde el 19 de febrero de 1977 cuando mandó la bala a 22,50m. No existe ninguna otra plusmarca universal más antigua (masculina o femenina, al aire libre o en pista cubierta).

Con el inicio de este Mundial el 49’’59 en 400 metros que otra checoslovaca, Jarmila Kratochvilová, hizo en Milán cumplirá 32 años exactos.

En 1988, Heike Drechsler saltó en Viena 7,37m, el que todavía hoy es record en longitud. Y el 11 de febrero de 1993 en el Palacio de los Deportes de Madrid Irina Privalova corrió los 60 metros en 6’’92, marca que dos años después en el mismo escenario la propia rusa fue capaz de igualar.

OTROS RECORDS MUNDIALES (PRUEBAS NO MUNDIALISTAS)
Entre la inmensa variedad de pruebas distintas que se pueden inventar sobreviven muchos records anteriores a 1994, especialmente en categoría masculina. El más antiguo es el de una prueba difícilmente imaginable en pista cubierta, el disco, donde el alemán de la RDA Wolfgang Schmidt lanzó el artefacto a 66,20m en Berlín el 9 de enero de 1980.

Hay otros cuatro records individuales masculinos, entre ellos el de 3.000 obstáculos del soviético Zagoruiko (8’17’’46 en Moscú en 1982) y dos en relevos: 4×200 del Reino Unido (1991) y 4xMilla del New York Athletic Club (1993).

En categoría femenina, hay seis de hace más de 20 años, todos en velocidad excepto el de la milla que la rumana Doina Melinte consiguió en East Rutherford, New Jersey, en 1990. El más antiguo es el de Marita Koch en 100 lisos (11’’15 en 1980). Y la jamaicana, ahora eslovena, Merlene Ottey todavía conserva el de 200, distancia que ya no se corre en los Mundiales, desde que hiciera 21’’87 en Liévin en 1993.


Doina Melinte, poseedora del récod de la milla | Getty Images

WR QUE DURARON 20+ AÑOS (PRUEBAS MUNDIALISTAS)
Además de los records vigentes otras 10 plusmarcas mundiales estuvieron imbatidas durante más de 20 años: siete en categoría masculina y tres en la femenina.

La más duradera de todas fue la del estadounidense Daniel Ahearn en triple salto. Su marca de 15,11m durante el invierno de 1911 en Nueva York resistió 40 años y 43 días hasta que le superó por 17 centímetros el soviético Shcherbakov.

En tres de las pruebas donde el record actual lleva 20 años inamovible también existe otra marca que duró más de 20 años: 60 vallas (Heinrich Trossbach poseyó la plusmarca durante 25 años), peso (Wesley Coe fue recordman durante 21 años) y longitud (Jesse Owen ostentó el record durante casi 25 años, desde 1935 hasta 1960).

En categoría femenina las marcas que resistieron tanto tiempo fueron las de Jean Shiley en altura (24 años), Catherine Donovan en 800 metros (23) e Irina Belova en pentatlón (20 años y 23 días) hasta que la ucraniana Dobrynska se la arrebatase en el pasado Mundial de Estambul.

RECORDS DE EUROPA (PRUEBAS MUNDIALISTAS)
A parte de los records mundiales logrados por atletas europeos que, naturalmente, también son records continentales, hay otras marcas que también llevan más de 20 años en la tabla europea de records como los 45’’05 de Thomas Schönlebe en 400 (de 1988), los 22,55m de Ulf Timmermann en peso (1989) o el 2,42m de Carlo Thranhardt en altura (logrado en 1988 y marca que hace pocos días igualó el ruso Ivan Ukhov). En categoría femenina los cuatro records europeos que resisten son las cuatro plusmarcas mundiales.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados