Ciclismo

article title

Combate nulo en el segundo acto alpino

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Enrique Julián Gómez – Dos colosos alpinos como Glandon y especialmente La Madelaine de inicio. Posteriormente tramo de llano hacia Albertville para dar paso a un encadenado de montaña con los ascensos a Tamié, Epine y Croix Fry y el descenso bajo la lluvia hasta el clásico final en Le Grand Bornard. Pese a este más que atractivo menú, y con numerosas expectativas depositadas en el recorrido, la etapa de hoy resultó un completo anti-clímax al espectáculo y derroche físico al que asistimos ayer en la doble ascensión a Alpe D´Huez.

Una vez superada la etapa de hoy, Chris Froome se asegura, por si no lo había hecho todavía, la victoria en el Tour de Francia, ya que parece imposible que nadie remonte sus cinco minutos de ventaja en el final de mañana en alto en Annecy Semnoz, penúltima etapa de la prueba gala. Hoy era el día si se quería, al menos intentar, dada la extrema dificultad de la remontada, darle la vuelta al Tour. Sin embargo, no hubo ni fuerzas, tras el desgaste tremendo de ayer, ni ambición.

Solo hubo un ataque entre los favoritos. Joaquím Rodríguez demarró en el grupo de favoritos -poco después de Valverde y Gadret- y se llevó con él a Nairo Quintana, Alberto Contador y Chris Froome. El líder entró y se mantuvo con alguna dificultad. Por fortuna para él, era el último kilómetro de la última ascensión del día, a apenas 13km de meta, por lo que no tuvo problemas para solventarlo. Las consecuencias de un ataque lejano de cualquiera quedarán en el limbo de los posibles, pero por no haber no hubo siquiera lucha por el podio, pese a la distancia menor al minuto que les distancia.

Quien se llevó el gato al agua en la etapa fue de nuevo el portugués Rui Costa. Al igual que hizo el pasado martes en Gap, supo esperar a la perfección su momento, pasando desapercibido durante los 180km de escapada y sin desgastarse, para atacar alcanzar y superar a Rolland y volver a alzar los brazos en meta. Segunda victoria de etapa en el Tour 2013, a la que hay que añadir la de Super-Besse en 2011, Rui Costa continúa un año magnífico con sus victorias en la Klasika Amorebieta, Tour de Suiza más dos etapas, campeonatos CRI de Portugal y el podio en Romandía. Además, emula a su compañero de equipo en Movistar Giovanni Visconti y su doble victoria de etapa en el último Giro d´Italia, en Galibier y Vicenza.

Pierre Rolland, que acaricia el maillot de la montaña pero tendrá difícil mañana arrebatárselo al líder Froome, anduvo escapado todo el día, primero con el muy combativo en este Tour Hesjedal y sus características gafas, luego en solitario. Por detrás, un numerosísimo grupo donde destacaba gente como Navarro, Nieve, Klöden, Bakelants, Cunego, De Marchi, el vencedor ayer Riblon o el propio Rui Costa. Klöden, Bakelants, vencedor en Ajaccio y posiblemente el más combativo en este Tour y Geniez aguantaron sobre un minuto detrás de Costa, sin posibilidades de alcanzarlo, mientras Dani Navarro da un salto en la general y entra en la 8ª posición, colmando sus aspiraciones de Top-10.

Mañana, con la llegada a Annecy-Semnoz se cierra el tríptico alpino y el Tour de Francia, antes del paseo triunfal del domingo en los Campos Elíseos. Varios puertos de inicio, Mont Revard de 1ª categoría, posteriormente zona de llano hasta el ascenso final, donde presumiblemente se decidirá el podio entre Alberto Contador, Nairo Quintana, Roman Kreuziger y Joaquím Rodríguez, separados apenas por 47 segundos.

[Sigue toda la actualidad del ciclismo en @CiclismoSphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados