Se habla de:

Champions League

article title

Champions: La Premier League cambia las reglas

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

La crisis de los equipos ingleses en Europa parece haber llegado a su fin. En la temporada con cinco representantes de la Premier League en Champions por primera vez en la historia, todo indica a que habrá pleno en octavos de final.

La superioridad económica de la competición liguera en el Reino Unido no se plasmaba ni mucho menos en la máxima competición de clubes, y es que desde 2009, solo dos equipos habían conseguido alcanzar la final: Manchester United (cayó ante el Barça) y el Chelsea de Roberto Di Matteo, campeón al vencer al Bayern en la tanda de penaltis en 2012.

El ridículo fue sonado la temporada pasada, con el Tottenham cayendo al tercer lugar en un grupo con Mónaco, Bayer Leverkusen y CSKA de Moscú. Un año después, el equipo de Mauricio Pochettino ha conseguido el billete a octavos con dos jornadas de antelación y acariciando el liderato en un grupo con Real Madrid y Borussia Dortmund.

Arsenal y Manchester City sí consiguieron meterse en la siguiente ronda, pero el primero fue humillado por el Bayern (10-2 global) y el segundo sorprendido por un Mónaco liderado por Mbappé y Falcao. El Leicester fue el único que alcanzó los cuartos de final, donde cayó ante el Atlético de Madrid. Esta vez, el equipo de Pep Guardiola es la gran sensación de la competición: Ha logrado vencer en San Paolo (2-4) y completar un pleno de victorias que le coloca como uno de los máximos favoritos al título.

Ayuda que Chelsea, Liverpool y Manchester United, con Conte, Klopp y José Mourinho a los mandos, hayan vuelto al torneo. Los tres rozan la clasificación y prometen dar mucho juego en las eliminatorias. Ya son rivales a batir.

Otros pierden fuelle

El caso es que, si unos suben, otros tienen que bajar. El auge de los equipos ingleses (hasta cinco, no lo olviden), provoca el declive de otros equipos acostumbrados a animar el torneo en los últimos años y que ahora están, a falta de dos jornadas, al borde de la eliminación. Es el caso del Atlético, finalista de la Champions en 2o14 y 2016, que necesita un milagro para estar en octavos tras sumar dos puntos de seis posibles ante el Qarabaj.

Algo parecido le ha pasado al Borussia Dortmund, que en los últimos cuatro años ha disputado una final y dos rondas de cuartos, y que no ha aprovechado los enfrentamientos entre Real Madrid y Tottenham para escalar en la clasificación. También dos puntos de seis posibles ante el APOEL chipriota. Más rara es la situación de Mónaco y Napoli. El primero, semifinalista la temporada pasada, es colista de un grupo formado por Porto, Leipzig y Besiktas, el líder. La pérdida de hombres como Bernardo Silva, Bakayoko o Mbappé ha pesado mucho en el campeón francés.

Los de Sarri, actuales líderes de la Serie A y aclamados por el juego ofrecido en este inicio de temporada, ha sufrido dos dolorosas derrotas ante el City que le colocan a seis puntos del Shakhtar Donetsk, segundo en el grupo. No hay que olvidar tampoco al Benfica, dos veces finalista de la Europa League en el último lustro y cuartofinalista de la Champions en la 2015-16. En un grupo con Manchester United, CSKA y Basilea, suma cero puntos, un gol a favor y diez en contra en cuatro partidos.

 

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados