article title

Bayern, cuando Matthias Sammer calla

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Lenda KOSOWSKI Hay tres tipos de silencios. Está el primero, el silencio de las cosas que faltan, si lloviera se oirían las gotas golpeando contra las ventanas, si hiciese viento se oirían las hojas meciéndose y susurrando sobre tempestades de otra época. Pero cuando faltan, hay silencio, un silencio de las cosas que no están. Le sigue el silencio al contrapunto, el silencio entre dos sonidos: una pausa en una conversación, el instante entre la risa y el llanto, silencios programados según guión y que duran menos que un suspiro.

El tercero de los silencios es el más grande, tanto que encierra a los otros dos, es el silencio que vive en un hombre, alguien que con la experiencia de una vida es capaz de callar. Este es el más importante, porque es la calma que precede a la tempestad, la antesala de toda la sabiduría infinita en los labios de aquel que ha vivido mil batallas.

Matthias Sammer conoce y tiene este silencio. El coronel pelirrojo sabe perfectamente cómo provocar auténticas tormentas con sus palabras, no en vano tiene la experiencia de haber librado y ganado mil y una guerras.

Debutó con 19 años en el Dynamo Dresden y con la caída del muro de Berlín vio la oportunidad de unirse a la atractiva Bundesliga de la mano del Stuttgart. Tras excelentes apariciones y los éxitos, marchó a tierras italianas, como hicieran muchos de sus compañeros de selección. Pero no cuajó, y es que Matthias es un alemán arraigado. Y volvió tras una temporada en el Inter, y firmó con el equipo que le dio los títulos más importantes de su carrera. Donde se consagró, dónde venció, dónde llevó a la victoria al Borussia Dortmund en la época dorada del club.


Sammer junto al cuerpo técnico del Bayern en 2012 | Getty Images

Sammer se retiró con "sólo" treinta y un años debido a una lesión en su rodilla. Se le recuerda como líder absoluto, con semblante serio y mirada dura, muro inquebrantable y devoto absoluto del fútbol. Empezó como mediocampista, pasó por la posición de líbero y siguió retrasándose hasta la defensa, como central. Posiblemente Matthias sea uno de los mejores centrales de la historia del Borussia y Alemania. El coronel pelirrojo tiene su haber: una Champions League, una Intercontinental, dos Super Copas de Alemania y dos Meisterschaft, con el Dortmund, con el Stuttgart ganó una ensaladera. Fue escogido dos años seguidos futbolista alemán del año -1995 y 1996-, y se llevó el "Ballon d'Or" en el '96. Además puede presumir de haber marcado el ultimo gol de la historia de la Alemania del Este antes de la reunificación. Y con la selección alemana logró la Eurocopa del 1996.

Tras salir de los terrenos de juego no fue a parar muy lejos, se sentó en los banquillos como entrenador. Primero del BVB en el que consiguió una liga en cuatro años (2000-2004). Tras el equipo aurinegro, entrenó al Stuttgart durante una temporada.  En 2006 la DFB lo nombró técnico deportivo. Finalmente en 2012 el Bayern llamó a su puerta y firmó como director deportivo del club bávaro.

El coronel con sus silencios ha guardado cosas que luego han desatado grandes trifulcas y tempestades. Son muchos los que cuando Sammer se pronuncia se sienten heridos o aludidos, y es que, él es mordaz, astuto, y sobre todo crítico. Bien lo saben en todos los clubs por los que ha pasado. Cuando el calla, la sombra de la tormenta se cierne sobre los que están a su alrededor. Matthias es toda una personalidad de peso en Alemania y sus declaraciones son siempre muy tenidas en cuenta, no solo en el ámbito del equipo de Guardiola.

Uno de los ejemplos de las tormentas de Sammer pudo verse a principio de temporada cuando acusó a los jugadores del Bayern de esconderse tras la figura de su nuevo entrenador, "estamos viendo un fútbol sin pasión, sin emoción", declaraba. Mojó la oreja de Pep en Octubre y la de la plantilla que respondieron con el título más precoz de la historia de Alemania.

Matthias Sammer tiene ese tercer silencio, ese que otorga el sabio de las mil y un batallas antes de desatar la catástrofe natural. Vienen nubes de tormenta cuando el coronel pelirrojo calla.

[Sigue toda la actualidad del Bayern en @BayernSphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados