Alavés

article title

Un viaje de 16 años en montaña rusa

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

 

El Deportivo Alavés cierra el 27 de mayo, con la final de la Copa del Rey, un círculo que comenzó con la final de la UEFA en 2001 en Dortmund. Un viaje que contiene todos los ingredientes para hacer un guion de una película de culto: con alegrías y penas, con villanos y héroes, pasando del infierno a la gloria.

El Alavés entró al nuevo milenio por la puerta grande. Tras su mejor temporada, acabó en sexta plaza la Liga, y se ganó el derecho de jugar por primera vez en Europa. El Gaziantepspor turco fue el primer rival, al cual le superó con un espectacular tres a cuatro. Costó ver el primer gol del Alavés en Europa (el partido de la ida acabó 0-0), pero una vez se comenzó a marcar, cuatro de una tacada. Los partidos de este Alavés eran de muchos goles: eliminó de la  competición a Lillestrøm con un marcador total de cinco a tres, o al Rosenborg por cuatro a dos. En octavos, empató a tres en Mendi contra el Inter de Frey, Zanetti, Blanc, Recoba o Vieri. Cuando todo estaba en contra, los babazorros asaltaron Giuseppe Meazza con cero a dos. O superaron con un contundente nueve a dos en semifinales al Kaiserlautern.

El Glorioso, en su primera participación en Europa, llegó hasta la final de la UEFA ante el Liverpool. Una final que recuerda cualquier amante del fútbol. Nueve goles, dos tarjetas rojas, un gol de oro en propia… Los reds fueron por delante 2-0, 3-1 y 4-3. El Alavés nunca se rindió, y logró forzar la prorroga en el minuto 88. Al final, con nueve jugadores, Delfi marcó en propia puerta en el minuto 117 el gol que acabó con el sueño europeo del Alavés.

No levantaron la cabeza los muchachos. Tras una temporada donde volvieron a entrar en UEFA, en 02/03 descendieron a Segunda División. Un fuerte golpe, que estuvieron apunto de arreglarlo en la siguiente temporada, pero el ascenso se escapó en el último momento. Con el objetivo de lograrlo llegó a Vitoria Gasteiz el empresario Dimitri Piterman, ya por aquel entonces famoso por su polémica gestión con el Palamós y el Racing.

Épocas oscuras

Junto con Piterman llegaron jugadores como Bodipo, Bonano o Nené. Y en la 2005/06 lograron devolver al Alavés a Primera. Pero aguantaron poco, puesto que bajó a la primera con un gol del Espanyol en el último minuto. El gol de Corominas, descendió al Alavés y reventó la situación en Vitoria Gasteiz. La tensión entre la grada y el palco cada vez era más insoportable, hasta el punto de que Piterman llamó “subnormales borrachos” a los aficionados. Al final, después de incrementar la deuda del Glorioso a 23 millones de euros, en marzo de 2007 el empresario estadounidense abandonó el club.

La deuda contraída en los años de Piterman dejaron a la entidad en una situación insoportable. Tal era la necesidad, que el Alavés entró en proceso concursal. Ahogado por las deudas, después de coquetear un par de temporadas con el descenso a Segunda B, en la temporada 08/09 se consumó. El periplo por la tercera división del fútbol español duró cuatro años, con la amenaza constante de desaparecer. Mientras, numeroso cambios en la directiva, hasta que en 2011 entró un grupo de finanzas liderado por Josean Querejeta.

El renacimiento

Querejeta, con su experiencia en Baskonia, sacó del concurso de acreedores al Glorioso. A la par que se mejoraba la situación económica, la deportiva también empezaba a dar sus alegrías. En la temporada 2012/13, el equipo se proclamó campeón de Segunda B y el Alavés volvía a ver la luz.

El primer año en Segunda fue duro. Tres entrenadores diferentes, sin poder salir de las posiciones peligrosas, llegó el partido decisivo ante el Jaén. El que perdía, descendía. En la segunda parte el Jaén se adelantó, pero en el minuto 82 y en el 86 el Alavés le dio la vuelta al marcador. La alegría duro poco, puesto que el Jaén empató en el minuto 88. Resultado que no le valía a ninguno. Los dos cuadros buscaban el gol, y lo encontró Guzmán para el Alavés en el minuto 93. ¿Qué sería ahora de nosotros sin ese gol?

Desde ese momento el Alavés no ha parado de crecer. El año pasado el equipo se mostró muy sólido y ascendió a primera proclamándose campeón de Segunda. Ya en Primera división, el Alavés renovó por completo el equipo: nuevo director deportivo, nuevo entrenador, 18 fichajes… pero el resultado está siendo sobresaliente. Han logrado el objetivo de mantener la categoría con mucha holgura y se han clasificado por primera vez a la final de la Copa del Rey.

Después de tanto sufrimiento, vuelven las alegrías a Mendizorrotza. Los babazorros están a 90 minutos de conseguir el primer título importante del club. Será complicado, en frente estará un Futbol Club Barcelona repleto de estrellas. Pero los chicos de Pellegrino ya han batido al Barça esta temporada. Es más, la historia nos enseña que el Alavés viene de vagar el en desierto, que no tiene nada que perder, y que lucha hasta el pitido final. Tras 16 años, el Alavés peleará por un título hasta el último minuto.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados